Etiquetas

domingo, julio 01, 2007

VICTOR JARA

¡Dios qué recuerdos! La calle del Cristo, mis padres, nuestra habitación: la de mi hermano y la mía. La noche y Jara. Mis emociones de ayer presentes hoy con la misma intensidad. Silencio que Jara canta.